miércoles, 10 de septiembre de 2008

Argentina, Santa Fe: Enress, el agua no es taaan venenosa

TMO

Desde el Enress aseguran que las 48 localidades que distribuyen agua con arsénico lo advierten en las facturas. Luego de que el pasado jueves, desde el Ministerio de Aguas, Servicios Públicos y Medio Ambiente se informara oficialmente que son 48 las poblaciones santafesinas que consumen agua con altos niveles de arsénico, se consultó hoy a las autoridades del Ente Regulador de Servicios Sanitarios para saber cuál es la actuación del organismo al respecto.

Helio Pedro Vázquez, director del Enress, coincidió con los números arrojados por las autoridades de la cartera oficial. Al respecto, el responsable detalló que según un estudio epidemiológico de acre realizado en el año 1999, "233.000 usuarios están afectados". Claro que en nueve años, se estima que las cifras se multiplicaron considerablemente. 

Esa evaluación, que no sólo relevaba los índices del material prohibido en el líquido elemento sino también la matriz genética de las personas, los datos alimenticios y cómo contribuye esa especie de combo para afectar la salud, generó "gran preocupación" entre los funcionarios provinciales. Al menos así lo explicó Vázquez, al tiempo que especificó que "los resultados arrojaron valores bastante satisfactorios debido a que la permanencia fue baja: 2,33% cuando se estimaba que sería del 6 ó 7%". 

No obstante, con los números en la mano, comenzó el estudio del estado de las diferentes poblaciones. El director del ente indicó que en los nueve años que transcurrieron desde la aparición del informe, "surgieron otros servicios que también presentaban problemas" pero también que "alrededor de 30 aplicaron soluciones" para evitar afectar a la población.

A modo de ejemplo remarcó que unas 40 ciudades entregan alrededor de dos litros de agua en bidones por día para el consumo. Además agregó que se les solicitó a los prestadores del servicio de las 48 localidades que las correspondientes facturas "lleven la leyenda en la que se advierte a los habitantes que no consuman agua de red por los peligros que esto genera".

A esto se suma la elaboración de un programa, por parte del Ministerio de Aguas, para atender a las 48 localidades que están en situación más grave aunque hay otras tantas que no presentan las condiciones ideales del suministro. 

Vázquez afirmó que cuando asumieron en el Estado provincial las nuevas autoridades socialistas se les explicó el asunto en detalle "y ellos demostraron su preocupación". Empero coincidió con los dichos pronunciados por el ministro Antonio Ciancio la semana pasada, cuando aseveró que "la solución definitiva para el abastecimiento de agua segura, eficiente y de buena calidad, se alcanzará cuando se materialicen las obras de los grandes acueductos".

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.