martes, 25 de septiembre de 2012

Argentina: Ante los anuncios presidenciales sobre las modificaciones al Sistema de Riesgos del Trabajo: Del enemigo el consejo

ACTA

Bajo el lema "Del enemigo el consejo", la Central de Trabajadores de la Argentina hizo público un pronunciamiento a propósito del anuncio presidencial formulado el Día de la Industria de enviar un proyecto al Congreso de la Nación modificando el Sistema de Riesgos del Trabajo que, esencialmente, mantiene las ART cuestionadas en la iniciativa legislativa de la CTA.

"Al igual que el cocodrilo de la fábula de Samaniego, los aplausos empresarios en el Día de la Industria al anuncio presidencial sobre las modificaciones al sistema de riesgos del trabajo y que luego rubricaron la decisión de Cristina Fernández, de su envío al Congreso de la Nación, no dejan lugar a dudas de que se trata de una profundización del perverso sistema pergeñado en la infame década de los 90.

"La medida se inscribe en políticas de redistribución regresiva del ingreso nacional a favor de aquellos que la “levantaron con pala” al decir de la propia presidenta; esta vez, con consecuencias inmediatas sobre la salud ocupacional de millones de trabajadores.

"Por ello, cuando la intención es favorecer el lucro empresario, no debe extrañar, que el gobierno sea ciego, sordo y mudo ante las más de 7500 muertes anuales ocasionadas por el trabajo e intente poner parches a un sistema desquiciado, viciado de inconstitucionalidad, en colisión con los Convenios 155 y 187 de la OIT firmados por él mismo, que mal atiende sólo al 50% de los trabajadores y desconoce la existencia de las enfermedades de índole laboral.

"Que el sistema de dominación capitalista nos haga mal vender nuestra fuerza de trabajo física e intelectual es una ignominia, pero que quienes desde una mascarada nacional y popular pretendan que asumamos como un logro que la vida de un trabajador o trabajadora valga lo mismo que un departamento de un ambiente en el barrio capitalino de Caballito, es una burla.

"Entonces, cuando se cae la máscara queda al desnudo la faz liberal y las políticas planteadas conciben a la vida de los trabajadores como un insumo más de los procesos productivos, cuyo costo se debe mantener bajo control".

Los trabajadores: ciudadanos de segunda

"De esta forma, la Presidente asume brutalmente el sustrato ideológico de los noventa y se suma al coro contra la “industria del juicio” o la “doble vía”, que fueron argumentos fundantes de la Ley 24557 de Riesgos del Trabajo, que ha merecido incontables fallos de inconstitucionalidad de gran parte de su articulado por parte de la Corte Suprema de Justicia de la Nación (CSJN).

"Argumentaciones de tal tipo sólo manifiestan un olímpico desprecio por la Justicia y vuelven a considerar a los trabajadores como ciudadanos de segunda. O se es ciudadano o se es trabajador, es la imposición extorsiva que subyace cuando la Presidenta sostiene que "quien acepte la indemnización" no podrá "optar por la vía judicial".

"De esta forma los trabajadores quedamos sometidos al chantaje de tener que elegir entre una indemnización tarifada, es decir, parcial, menor a la que tenemos derecho según la Constitución Nacional y los Tratados Internacionales de Derechos Humanos, o renunciar a la inmediatez del cobro y acudir a la justicia a reclamar el pago total de la reparación del daño sufrido pero transitando el tiempo que dure el juicio sin ningún resarcimiento. Asimismo el proyecto de gobierno, al desplazar a la Justicia del Trabajo, presupone la obtención de indemnizaciones menores y de procesos judiciales más largos".

Las ART Mutuales

"El proyecto presidencial que autoriza a la creación de las "ART Mutuales", que podrán ser creadas por “Las asociaciones profesionales de empleadores o grupos de empleadores y las asociaciones sindicales de trabajadores con personería gremial que celebren negociaciones colectivas…”; refuerza aún más el monopolio de la representación de los sindicatos que gozan de personería gremial, ello a contramano con los alcances que a la Libertad Sindical le ha reconocido la Corte Suprema y los tribunales inferiores de todo el país.

"Pareciera que detrás de esta decisión lo que se procura asegurar es la participación en el negocio del Sindicalismo Empresario, ya que las ART Mutuales actuarán en el marco de un régimen que se sostiene en la absoluta indiferencia por la salud psicofísica del trabajador y en la injusta reparación del daño Nos preguntamos cómo van a hacer aquellos sindicalistas empresarios para resolver el conflicto de intereses cuando ante un accidente de trabajo tengan que optar por defender a sus afiliados del sindicato o a sus clientes-empresarios de la ART Mutua".

Cambiar algo, para que nada cambie

"Las modificaciones propuestas sólo procuran evitar los costos de la prevención, la participación de los trabajadores y fomentar un sistema elusivo de la justicia; al mismo tiempo que, propiciar el subregistro, la omisión de denuncias, la negación de las enfermedades de origen laboral, el desconocimiento de los más mínimos derechos de todos aquellos que el sistema no contempla e invisibilizar más de 7500 muertes anuales de trabajadores por causas relacionadas con el trabajo.

"El sistema vigente fracasó no sólo en su faz preventiva, sino además en lo prestacional; por lo que al sumir en el desamparo a los trabajadores accidentados, lesionados o afectados en su salud por enfermedades laborales, no les dejó otra alternativa que apelar a la Justicia. Es fácil inferir, pues, que mediante el aumento de los montos previstos en la tarifa que habrá de fijar el remozado régimen, se procura oxigenar una ley agonizante que ha sido parida bajo la matriz ideológica y cultural del neoliberalismo.

"Sin embargo, no es descabellado suponer que el gobierno ha estimado que con las modificaciones planteadas no logrará el saneamiento constitucional del régimen. Mientras consigue un valioso tiempo hasta que un caso llegue a la Corte Suprema y ésta comience nuevamente a recorrer el camino de demolición de la Ley de Riesgos del Trabajo accede a las pretensiones de la Unión Industrial Argentina, satisface la codicia del capital financiero, dueño de las ART y regala un nuevo negocio al Sindicalismo Empresario. Tres actores sociales estratégicos para asegurar la estabilidad al orden social y económico".

El anteproyecto de Ley de Prevención de nuestra Central

"Por todo ello, reafirmamos la necesidad de la sanción por parte de Congreso de la Nación del anteproyecto de Ley sobre Prevención de Riesgos y Reparación de Daños Laborales presentado por la CTA, que constituye un cambio absoluto de paradigma en relación al régimen vigente; ya que reemplaza a las Aseguradoras de Riesgos del Trabajo como gestoras del sistema, por una entidad sin fines de lucro, de cuya administración de carácter tripartito participan los trabajadores e integrada a una Seguridad Social pública que consagre derechos de carácter universal.

"El anteproyecto parte de una visión integral de la seguridad y la salud, fomenta la participación de los trabajadores en el diseño y control de las acciones de prevención; asegura la reparación integral de los daños sufridos por accidentes de trabajo enfermedades laborales y establece la automaticidad, calidad, eficacia y universalidad de las prestaciones, cualquiera sea la forma que asuma la relación laboral”.

"Asimismo partiendo de la igualdad ante la Ley, los pagos indemnizatorios no eximen a los empleadores de su responsabilidad civil; al mismo tiempo que su incumplimiento de las obligaciones en materia de prevención de riesgos laborales dará lugar, en su caso, a responsabilidades penales y a las civiles por los daños y perjuicios que puedan derivarse de dicho incumplimiento.

"La prevención no puede ni debe esperar. Hay que luchar por ella en cada lugar de trabajo, exigir la derogación de la ley 24557 y la sanción de nuestro Anteproyecto.

"Si hay que reparar daños, es porque no se hizo prevención. Nadie puede eludir su responsabilidad. La muerte por el trabajo es un crimen", finaliza la declaración de la CTA firmada por Pablo Micheli, Secretario General; Ricardo Peidro, Secretario Adjunto y Jorge Yabkowski, Secretario de Salud Laboral.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.